Denuncian irregularidades en el Cementerio San Vicente
Caso Carina Drigani
Caso Celeste Montes
Caso Andrea Castana, asesinada en marzo 2015
Drazile imputado por la Cámara Federal de Casación Penal por el caso Alós
Femicidio Liz Funes, la justicia admitió a su hermana como querellante 2-5-16
Caso CBI ya son tres los detenidos: Rodrigo, Vega y Sarrafian
Solo una condena por la muerte de Jonathan Villegas
Caso Nehemías prisión efectiva a policia y guardacarcel
Huracanes sacuden a la Policía de la Provincia de Córdoba
La secretaria de la oficina de Violencia de género imputada por hurto y vinculada al femicidio de Urbaneja
Comisario Marquez condenado por detenciones ilegales
Caso Hernán Sánchez
Femicidio Ingrid Vidosa
Siete imputados por violencia policial- Pasan a retiro a comisarios
Marcos Roldán desaparecido en diciembre 2013 Chile
Histórico juicio por la contaminación de Bº Ituzaingó
Promueven acción penal por el parto en el baño del neonatal
Paola Pedraza, llega a juicio por caso de discriminación

Publicaciones

EL CODIGO PENAL Y LOS DELITOS DE GUANTE BLANCO

 
 
Nadie en su sano juicio , puede negar la existencia de un alarmante incremento de hechos
 
delictivos que constituyen una seria amenaza para la sociedad toda , escenario en el que
 
proliferan novedosas y versátiles modalidades conductuales tan variadas como
 
desconcertantes, registrándose en algunos casos niveles de crueldad inusitados, inclemente
 
realidad que ha terminado sitiando peligrosamente a nuestra nación en la persona de cada
 
ciudadano. En este contexto, cobra vital importancia destacar las bondades de nuestro
 
régimen jurídico penal, que ha demostrado a lo largo de años de evolución, contar con la
 
capacidad suficiente para captar las cambiantes y angustiantes necesidades del ciudadano
 
en situación de crisis, sublimando y limitando en términos reales las consecuencias
 
desbastadoras que la falta de respuesta del Poder Judicial frente a determinadas ilicitudes
 
ha generado. Este es el escenario que muestra a un Derecho Penal que no es refractario,
 
sino que muy por el contrario , demuestra a diario a través de una estructura represiva de
 
avanzada, que cuenta con la capacidad de dar respuestas y salir al cruce de todo aquel que
 
decida comer del pastel de la impiedad, navegar por el río de la ilegalidad y apostar a la
 
impunidad. Hans Kelsen en su teoría pura del derecho dijo “ El derecho es norma y sólo
 
norma…” y al respecto bueno es reflexionar, apuntando que ninguna posición monista,
 
asegura transitar por el camino correcto, toda vez que al menos en el caso del derecho
 
penal, donde se busca la verdad real, su abanico normativo se encuentra impregnado de
 
todo condimento social, político, cultural, económico y también de valores morales y de
 
conducta de la sociedad toda, ingredientes indispensables para dar una respuesta
 
temporánea e integral. Se trata de una rama del derecho que en una sociedad tan cambiante
 
como la realidad misma, ha demostrado contar con las herramientas apropiadas para
 
adecuarse a los mutantes comportamientos humanos. La sociedad Argentina toda
 
testimoniaba el 07 de Diciembre de 1886, el nacimiento del primer Código Penal ( Ley 1920).
 
Una estructura normativo-represiva de avanzada, que pese la época, nada tenía que envidiar
 
en materia de legislación comparada a ningún país del mundo. Embebida de los aportes del
 
proyecto Tejedor y de las pautas que recibía como modelo de inspiración y conocimiento a
 
las fuentes españolas, el Código Italiano, Húngaro, Holandés y Belga, la herramienta que se
 
entregaba a la Justicia demostraba contar con la capacidad suficiente para preservar a la
 
sociedad respecto de todo individuo que desafíe la ley, convirtiéndose en una cuerpo
 
normativo que se transformó en el verdadero centinela de los derechos de los ciudadanos
 
que desean compartir un proyecto de vida en una sociedad civilizada. En este contexto, una
 
permanente corriente innovadora en materia legislativa, nos ha provisto de herramientas
 
apropiadas para dar respuestas a modernas , novedosas y sorprendentes actividades
 
delictivas. En línea con lo que se viene exponiendo, corresponde citar los formidables
 
avances que se han verificado en la materia, entre los que pueden citarse los alcanzados en
 
la ley 26.683, modificatoria de la ley 25.246 –Lavado de activos delictivos”, sancionada en
 
junio de 2.011, marcando esta fecha el nacimiento de un nuevo título en el elenco de figuras
 
delictivas que conforman nuestro Código Penal. La alusión se refiere puntualmente a los
 
delitos contra el orden económico y financiero, Título III, al libro II, arts. 303, 304 y 305 ,
 
dispositivos que nomina por ejemplo el tratamiento del delito de lavado de activos. Hoy, el
 
bien jurídico protegido en esta figura penal, deja de ser la administración de justicia,
 
conforme estaba concebido en la ley 25.246, para dar paso a la preservación del orden
 
económico, resguardando el interés general. El bien jurídico preservado entonces en la
 
figura de lavado de activos, al dejar de ser la administración de justicia, conforme estaba
 
concebido en la ley 25.246, habilita el tránsito hacia una protección más integral y efectiva,
 
la preservación del orden económico. La figura penal que nomina el tipo de “Lavado de
 
Activos” que tiene autonomía y además admite la posibilidad de sancionar el auto lavado de
 
dinero, y que conforme la anterior normativa aparecía como un imposible, reprime
 
determinadas inconductas que en un contexto determinado son alcanzados por la mano de
 
la ley, fuera de la hipótesis de un simple encubrimiento. Además se incorporan novedosas
 
técnicas que optimizan la instrucción en materia de persecución penal, por ejemplo, la
 
entrega controlada, la reserva de identidad, la figura del arrepentido etc. Desde otro costado
 
y completando además una normativa de lujo, concebida y diseñada para combatir a los
 
delincuentes de guantes blancos, pueden citarse solo a título de ejemplo importantes
 
incorporaciones a partir de la ley 26.733 (Octubre de 2.011), de figuras penales que abonan
 
un escenario normativo de avanzada, y a título de ejemplo pueden citarse, la figura penal de
 
Abuso de información privilegiada, manipulación de valores negociables, agiotaje
 
financiero, intermediación financiera irregular, captación clandestina de ahorros públicos,
 
cohecho financiero. etc . Una nueva concepción jurídico-penal nace en Argentina , donde la
 
idea de un estado gendarme que no alberga espacios para concebir una política
 
intervencionista del estado en la economía ha quedado atrás, en procura de brindar la mejor
 
y mayor protección a las variables de la vida económica cotidiana, priorizando la firme
 
custodia de todo derecho que haga a la producción y consumo de bienes. En este contexto la
 
creación de nuevas figuras penales , entre las que se encuentra el agiotaje financiero,
 
tipificado en nuestro Código Penal, y que se presenta en sociedad como una modalidad
 
delictiva que describe de cuerpo entero a la actividad de especulación o usura, verificándose
 
este delito cuando es inexistente la competencia y predomina el oligopolio, un espacio
 
donde gigantes controlan el universo del mercado, generando un perjuicio que impacta de
 
lleno en el consumidor vulnerable, desde el despliegue de actividades que exudan una
 
apetencia desmedida, incrementando los precios por ejemplo, aunque también el ilícito que
 
se analiza puede consumarse cuando el competidor circunstancial por ejemplo fija precios
 
por debajo del costo. En la feroz batalla que a diario se libra contra el lavado de dinero en
 
nuestro país, la reforma penal vinculada a esta figura, permite no solo reconstruir la imagen
 
de un estado confiable, sino que importa lisa y llanamente alcanzar objetivos claros en
 
materia represiva al tiempo de enfrentar novedosas y taimadas maneras de delinquir, que
 
afectan en forma directa al bien jurídico tutelado, que reviste a no dudarlo entidad colectiva,
 
comprometiendo peligrosamente el orden económico y financiero. Para concluir, saludable
 
es reflexionar sobre aspectos de la realidad existencial que nos rodea, por cuanto las
 
reformas introducidas en manera alguna agotan las exigencias en materia de respuestas que
 
necesita la sociedad, pero es un auspicioso comienzo. Francesco Carrara decía “ El principio
 
de tutela jurídica no debe entenderse literalmente, como si la misión del derecho penal
 
fuera la de obtener de un modo efectivo que el derecho no sea nunca violado sobre esta
 
tierra, estos son sueños del vulgo que busca en el juez al hombre destinado, según él, a
 
asegurarle perpetuamente su persona y sus bienes, sueños son estos que producen en la
 
vida práctica desengaños y dolores, y en la ciencia, aberraciones funestas”

 

LAS SALUDABLES BARRERAS EN LA CONSTRUCCION DEL TIPO PENAL En todo  estado de derecho, se impone el deber de preservar por sobre cualquier desborde que se genere frente a la labor cotidiana en la construcción del Derecho Penal el principio de legalidad, preservando a ultranza la seguridad jurídica. En esta dirección a nivel doctrinario precisas directrices restringen y limitan el poder punitivo del estado, consagrándose el valor normativo de la jurisprudencia como  una conquista de enorme valor. Comercio y Justicia 15-11-17

 

EL QUERELLANTE PARTICULAR EN EL PROCESO PENAL CONTRA MENORES-UNA RESTRICCION INACEPTABLE Como bien se sabe, el querellante particular como sujeto eventual del proceso penal se encuentra habilitado para actuar en el mismo de conformidad  y con los alcances previstos en los arts. 7, 91, 96 y ss del C.P.P. Precisamente la intervención del acusador privado en toda causa penal persigue como objetivo primordial lograr la protección judicial de la víctima, lo que efectivamente podrá efectivizase en la medida en que el ofendido penal ingrese al proceso no sólo en términos formales sino coadyuvando en el terreno procesal con la tarea del Ministerio Público, en aras de alcanzar la verdad real y lograr se aplique la ley penal sustantiva al caso concreto. Comercio y Justicia 24-10-17

CUANDO PRESENTARSE EN SOCIEDAD CON IDENTIDAD FALSA ES DELITO en el concierto de acciones típicas que puede desplegar cualquier individuo, es menester efectuar un distingo entre vacío legal y atipicidad penal y dentro de este último supuesto, resulta de toda necesidad abordar el elemento negativo del hecho ilícito, el que se verifica cuando un determinado evento adjudicado a una persona no es susceptible de sanción punitiva al no encuadrar en la determinación conceptual de figura formal alguna descripta  en la ley fondal, hipótesis en la que se configura entonces una clara causal de exclusión de delito.Comercio y Justicia 11-12-17

COSA JUZGADA IRRITA-EL PROCESO FRAUDULENTO Existe en el Universo del derecho una permanente pugna entre lo justo y lo legal, debate que encierra argumentos que no son obra de dramaturgos ni de novelistas, sino producto de la vida realidad, y los protagonistas del proceso penal vigente en nuestro país donde impera un sistema acusatorio adversarial, jueces, acusador público, querellante particular y defensores, deben estar  bien prevenidos de servir lo primero sin desdeñar lo segundo. Comercio y Justicia 23-8-17

ALCANCES DE LOS EFECTOS SUSPENSIVOS DE LA PRESCRIPCION DE LA ACCION CIVIL EN EL PROCESO PENAL El abordaje de esta temática de manera adecuada e integral , exige un tratamiento armónico  desde la óptica de la normativa de fondo y de forma , aunque diferenciado en lo que hace a dos aspectos de gran importancia, uno el estrictamente procesal y el otro vinculado a la cuestión sustancial. Comercio y Justicia 24-7-7

 HECHO DIVERO- LA MUTACIÓN DE LA ACUSACIÓNLa gramaticalidad de la norma del art. 389 (Ley 8123) del C.P.P. dibuja un horizonte nuevo en materia de política criminal, previendo el mecanismo que regula el procedimiento del hecho diverso, iluminando el sendero procesal que debe respetarse en la materia a fin de evitar las consecuencias nocivas que genera la retrogradación procesal a un estadio anterior. Así pues, la norma en su texto reza: “ Si del debate, resultare que el hecho es diverso del enunciado en la acusación, el Tribunal dispondrá, por auto, correr vista al Fiscal de Cámara para que proceda con arreglo a lo dispuesto en el artículo anterior….” Comercio y Justicia 26-6-2017

LA DOCTRINA DE LA REAL MALICIA- EL EQUILIBRIO ENTRE LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN Y LOS DERECHOS INDIVIDUALES: La reforma introducida a nuestro Código Penal  a través de la Ley 26.551, representa un significativo  avance  en el diseño de un nuevo paradigma en  materia de política criminal en lo referente a la protección de libertad de expresión, sin descuidar sin embargo la tutela de los derechos individuales al tiempo de penalizar determinadas expresiones  agraviantes o que importan una clara atribución calumniosa. Comercio y Justicia 1-6-17

LA SALUDABLE PARCIALIDAD DE LOS FISCALES: El elenco de garantías consagradas en materia penal, inevitable desprendimiento del art. 18 de la Constitución Nacional, fortalece de manera irrestricta los tres pilares fundamentales del procedimiento en materia criminal, con tres funciones operativas  diferentes, acusación, defensa y prueba, escenario en el que los representantes del Ministerio Público con independencia funcional y de criterio,  son fieles defensores de  los intereses de la sociedad toda, aunque sin convertirse en órganos ciegos e irreflexivos, premisa básica para preservar la legalidad del interés público. Comercio y Justicia 9-5-17

 

EXCEPTIO VERITATIS- LA EXENCION DE RESPONSABILIDAD PENAL La  protección penal efectiva del derecho al honor  y los límites de la respuesta punitiva en los tipos delictivos de Injurias y Calumnias, se aprecia en su verdadera dimensión jurídica en la prueba de la verdad “Exceptio Veritatis”. La procedencia de este beneficio en materia de imputaciones delictivas o acusaciones agraviantes,  reconoce su fundamento en la necesidad de alcanzar la efectiva protección  del interés social superior que prevalece sobre el individual, fortaleciendo los criterios de persecución penal en contra de los auténticos responsables de actividades ilícitas, eximiendo de responsabilidad penal a los que obran mediando causales de justificación eximentes de responsabilidad. Comercio y Justicia 17-4-17

LOS PELIGROS DE LA ERA DIGITAL Y EL ROBO DE IDENTIDAD Un verdadero sismo ha generado en nuestra  sociedad la incursión de novedosas modalidades delictivas que enmudecen e inmovilizan  .  Repugnantes  conductas que  ocultan el verdadero rostro de quien delinque desde la oscuridad , enfundado en  un disfraz que oculta el peligro real , y que exhibe técnicas que  perfeccionan peligrosamente su estilo en el tramo ejecutivo de  cada acción delictiva. Se trata de la inclemente irrupción de desconocidas actividades que asoman desde el horizonte de la ilegalidad y que se fortalecen peligrosamente al ritmo del desarrollo a nivel mundial del fenómeno de la globalización Comercio y Justicia 23-3-17

REGIMEN PENAL JUVENIL-EDAD DE IMPUTABILIDAD-EL DEBATE PENDIENTE En los últimos días, una frenética carrera de noticias  recorre la redacción de los principales medios de comunicación , anunciando casi como una solución mágica , frente al sismo que en nuestra sociedad genera la arremetida de la delincuencia juvenil en sus más variados ataques, bajar la edad de la imputabilidad de los menores de dieciséis a catorce años, inaugurando en materia de política criminal un esquema normativo de fondo, cuyo objetivo tal como se lo concibe no es otro que frenar el embate  de un inclemente incremento de la ola delictiva juvenil de la que participan activamente menores de edad,  sin tener en cuenta que la experiencia a nivel mundial en materia criminal, ha demostrado que el incremento  de los índices de criminalidad, no se compadece  con la severidad del régimen punitivo, bajando la edad de imputabilidad ni encarcelando a menores en proceso de desarrollo Comercio y Justicia 20-2-17

LA TEORIA DE LA ADECUACION SOCIAL Y LA EXCLUSION DE RESPONSABILIDAD EN MATERIA  PENAL Toda sociedad aspira a que cada uno de sus integrantes cualquiera sea su actividad, destino, posición económica, nivel cultural, religión etc  adecúe su conducta al régimen legal en vigencia, asumiendo una actitud civilizada, contexto en el que no resulta prudente ni admisible admitir la justificación de determinados comportamientos que transgreden el umbral de lo permitido, invadiendo el terreno de la ilegalidad so pretexto de ausencia de impacto por la nimiedad del perjuicio ocasionado en el desarrollo de estas acciones o por las características particulares que reviste la modalidad comisiva. Comercio y Justicia 9-2-17

EL CODIGO PENAL Y EL INFAME NEGOCIO DE LA MUERTE en los últimos años, la crónica policial con alarmante frecuencia nos ilustra acerca de prácticas perversas vinculadas a comportamientos humanos tan infames como indescifrables, tan cobardes como inaceptables, escenario donde un inadmisible vacío legal a la hora de reprimir determinadas inconductas generan desconcierto, desasosiego y hasta alarma social,  quedando al desnudo una inclemente realidad que viola las leyes de una nación y ofende a Dios Comercio y Justicia 15-12-16